21/6/18

Un centenar de escolares del CEIP Francisco Mejías participan en el curso de Mediadores para la Convivencia

Un centenar de escolares del CEIP Francisco Mejías participan en el curso de Mediadores para la Convivencia, en el que ya han participado más de 2.000 estudiantes de Motril

150 niños y niñas de 5º y 6º de Primaria del CEIP Francisco Mejías han participado en el curso de Mediadores para la Convivencia. Gracias a esta iniciativa han adquirido una serie de herramientas que pueden aplicar en su vida diaria para detectar conflictos, analizarlos y solucionarlos de forma empática y pacífica.

La concejala de Educación, Mercedes Sánchez, junto al director del CEIP Francisco Mejías, Manuel Puertas, y el presidente de la Asociación Phoenix, Álvaro Ortega, han asistido a la entrega de diplomas de este Curso, organizado por el Ayuntamiento de Motril.

Sánchez ha resaltado el “enorme éxito” de este proyecto para la convivencia “con el que ya se han formado más de 2.000 estudiantes de diferentes centros educativos de Motril”.


La edil de Educación ha afirmado que los niños y niñas “son los verdaderos altavoces de la sociedad y gracias a esta iniciativa, nuestra ciudad es más amistosa, pacífica, solidaria”.

“Es la primera vez que el CEIP Francisco Mejías acoge este Curso y ha tenido una respuesta espectacular. El alumnado se han volcado con esta iniciativa, se ha divertido y ha adquirido unos conocimientos muy útiles para su vida diaria que les va a permitir intervenir en los conflictos que se dan en el aula o en casa de una forma pacífica y empática”, ha subrayado Mercedes Sánchez.

Por su parte, el presidente de la Asociación Juvenil Phoenix, Álvaro Ortega, ha recordado que esta línea formativa lleva realizándose en los distintos centros educativos de Motril desde hace tres años, “aunque es la primera vez que se lleva a cabo en el CEIP Francisco Mejías”.

“Con esta entrega de diplomas cerramos el curso por este año. Ha sido una experiencia maravillosa, con la que hemos conseguido que los colegios e institutos de Motril tengan una poderosa herramienta con la que mediar en los conflictos: los propios estudiantes. Ellos son los que abordan los problemas, tratan con sus compañeros de igual a igual y consiguen que mejore la convivencia y las relaciones entre ellos”, ha manifestado Ortega.

El Curso de Mediación para la Convivencia se ha realizado durante seis jornadas de cinco horas cada una. En ellas, los niños y niñas han trabajado la autoestima; la empatía; las habilidades sociales y de comunicación; la diferencia entre conflicto y violencia; o los conflictos y las formas de abordarlo.

Manuel Puertas, director del CEIP Francisco Mejías, ha agradecido al Ayuntamiento y a laAsociación Juvenil Phoenix su “extraordinario trabajo” motivando a los estudiantes a través de juegos y diferentes actividades.

“De esta forma les han otorgando pautas de integración, así como una serie de útiles herramientas que, estoy convencido, van a aplicar a partir de ya en su vida diaria”, ha asegurado Puertas.

Por último, la concejal de Educación, Mercedes Sánchez, ha agradecido a la Asociación Juvenil Phoenix “su gran trabajo” impartiendo este Curso de manera altruista, así como a todos los centros educativos que han participado este año en la iniciativa. “A todos los animo a seguir formando parte de ella el próximo curso escolar”, ha concluido.

La Policía Nacional desmantela un punto de venta y aprovisionamiento de cocaína y detiene al responsable con más de un kilo de esta sustancia





La droga era almacenada por el arrestado en su domicilio en Almuñecar donde realizaba labores de venta y distribución, efectuando también el aprovisionamiento para otros puntos de venta de sustancias estupefacientes ubicados en Motril

En el trascurso del operativo se ha decomisado más de un kilogramo de cocaína y se han intervenido el vehículo que el detenido utilizaba para el transporte de la sustancia y dos teléfonos móviles

El individuo fue detenido cuando circulaba con su vehículo transportando la droga incautada y también se le considera autor de delitos contra la seguridad del tráfico, resistencia, desobediencia y conducir careciendo de licencia


Agentes de la Policía Nacional de Motril han llevado a cabo un operativo contra el tráfico de drogas, desmantelando un punto de venta de cocaína en Almuñecar y han detenido a un varón de 39 años como presunto responsable de un delito de tráfico de drogas, así como de delitos contra la seguridad del tráfico, resistencia, desobediencia y conducir sin licencia por estar sancionado por orden judicial. Los agentes han decomisado más de un kilo de cocaína cuando era transportada en el interior de un vehículo, que han intervenido junto con dos teléfonos móviles.


La investigación comenzó  a raíz de distintas informaciones recibidas por los agentes sobre un varón que estaría dedicándose tanto a la venta y distribución de cocaína en Almuñecar, como a realizar labores de aprovisionamiento de esta sustancia para otros puntos de venta ubicados en la localidad de Motril.


Fruto de las primeras indagaciones los agentes identificaron al varón y constataron que efectivamente era objeto de conductas típicas del tráfico de drogas, en especial a la venta y distribución. Al mismo tiempo localizaron el vehículo que utilizaba para sus desplazamientos.

Una vez comprobados los hechos y tras la realización de distintas labores de investigación los agentes efectuaron un dispositivo policial que dio como resultado la detención del investigado, a la que opuso una fuerte resistencia y después de que hiciera caso omiso a las indicaciones de que detuviera la marcha e iniciase una veloz huída primero en el vehículo y posteriormente a pie. Por estos hechos se le considera autor de delitos contra la seguridad del tráfico, resistencia, desobediencia y conducir careciendo de la perceptiva licencia por estar sancionado por orden judicial.

En el lugar del hecho los policías decomisaron un kilo y casi 100 gramos de cocaína e intervinieron el vehículo y dos teléfonos móviles.

El detenido fue trasladado a la Comisaría de Motril y posteriormente puesto a disposición de la autoridad judicial que decretó su ingreso en prisión sin fianza.